Marxismo

En filosofía política, el marxismo es considerado como la doctrina que se nombra a partir de Karl Marx (1818-1883), pensador alemán quien en conjunto con Friedrich Engels (1820-1895) dio pie al ideario socialista, así como la fundación del comunismo. El marxismo surgió como una respuesta al capitalismo, que a la sazón de la época fue tachado como un sistema explotador y sin garantías para los derechos civiles en el mundo civilizado.

Contexto de aparición

El marxismo tuvo su aparición partiendo de las experiencias personales del mismo Karl Marx, quien aseguró haber conocido las pésimas condiciones de vida de los obreros y campesinos en Alemania, que en ese tiempo no era sino el reino de Prusia. Durante su vida, en la que experimentó varias veces el exilio, Marx viajó por Francia y Bélgica antes de residir definitivamente en el Reino Unido, cuya capital lo cobijó hasta su muerte, a los 64 años de edad.

marxismo historia

Auxiliado y asistido por su amigo Engels, Marx desarrolló sus ideas apartándose del idealismo alemán imperante en el momento, el cual era defendido por Georg Wilhelm Friedrich Hegel (1770-1831). Por consiguiente, Marx acabó escribiendo tesis que se convirtieron en lo que se conoce como materialismo dialéctico. Aquí también aprovechó Marx para abordar temas de economía, política, religión, sociedad y, por supuesto, filosofía, en la que hizo una crítica a Hegel.

Dedicado en un principio al periodismo, Marx dedicó sus esfuerzos a teorizar la necesidad de una revolución, la cual debía desafiar las contrariedades impuestas por el capitalismo. En este orden de ideas, Marx creyó urgente buscar cambios desde abajo, desde las clases explotadas, con el fin de lograr una sociedad igualitaria, pero con un Estado fuerte. Asimismo, su obra contempló eventos convulsionados como la Comuna de París (revuelta ocurrida en 1871) y confrontó abiertamente doctrinas opuestas, como el anarquismo de Mijaíl Bakunin (1814-1876).

Postulados ideológicos

marxismo cultural

Aunque el marxismo no esté contenido en una única publicación, vale decir que sus postulados más importantes están argumentados en los siguientes libros: el Manifiesto Comunista (1848), El Capital (en tres volúmenes, los dos últimos póstumos, 1885 y 1894), Crítica a la filosofía del derecho de Hegel (1843), La sagrada familia (con Engels, 1844), Teorías sobre la plusvalía (1862) y La guerra civil en Francia (1871). La obra y pensamiento de Marx es tan prolífica como compleja, y de ambos no se puede ofrecer sino un resumen.

Economía

La ideología marxista se basa en la Teoría del Valor-Trabajo, que ya había sido expuesta por los economistas clásicos, como David Ricardo. Básicamente, Marx creía que había un correlato entre el valor de los objetos producidos y la cantidad de trabajo requerido para obtenerlos. Además, Marx pensaba que el valor de las cosas no era subjetivo, sino que había algo concreto y objetivo que fijaba su coste, y que por esa razón debían controlarse sus precios.

Contrario al liberalismo pregonado por Adam Smith y John Locke, Marx creía que en la economía no intervenía una mano invisible, ni que el mercado era capaz de autorregularse, sino que había un motor determinado y observable con el cual se desplazaban sus fuerzas. Es decir, para Marx la economía dependía de algo concreto, material, no de una abstracción ideológica; es esta la razón por la cual Marx fue materialista y no idealista.

Adicionalmente, la visión económica de Marx contempla la eliminación de la propiedad privada, la instauración de la propiedad colectiva y la acuñación del término plusvalía. A ello se suma que Marx pensaba en que los beneficios financieros debían ir en beneficio del proletariado y no de la burguesía, razón por la cual debía cesar su monopolio y suprimirse cualquier medio de competencia entre sus compañías; las ganancias del Estado popular debían prevalecer.

Política

Vinculado al orden social, el pensamiento de Marx sugería que el poder del orden capitalista estaba en manos de la burguesía, y que este debía pasar a manos del proletariado. Una revolución era necesaria para subvertir este statu quo, el cual debía abolir ese Estado y fundar uno nuevo que fuera controlado por el campesinado y la clase obrera. Por tanto, Marx aspiraba al ascenso de la “dictadura del proletariado”, y por ese motivo fue que elogió con creces a los comuneros parisinos de 1871.

Religión

Aunque tuvo ascendencia judía, Marx fue partidario del ateísmo; no en vano dijo en 1843, mientras criticaba a Hegel, que “la religión es el opio del pueblo”. Si bien reconoció el rol de las religiones organizadas en la historia de la humanidad y del consuelo que le dio a la gente, Marx la excluyó de su ideario revolucionario, pues consideró que estas instituciones habían cumplido su misión histórica y que por ello no tenían nada más que ofrecer en la transformación popular que se avecinaba.

Sociedad

De acuerdo al marxismo, las sociedades humanas han ido evolucionando por mecanismos materiales concretos; esta es, pues, una tesis materialista. Tal visión no sería mayor innovación de no ser por un pequeño detalle; la “lucha de clases”. El proletariado, conformado por el campesinado y la clase obrera, es explotado por el propietario, es decir por la burguesía. Una vez que el proletariado toma conciencia de clase, logra rebelarse e imponer su “dictadura”, en la cual el orden anterior es abolido y se establece uno nuevo, en el cual no hay espacio para la religión ni para la familia tradicional.

Difusión en el mundo

marxismo definición

El marxismo ha sido una doctrina ampliamente extendida en el mapamundi, bien sea como ideología que da pie a partidos políticos, bien sea como pensamiento que rige a países enteros. De los muchos ejemplos que pudieran citarse, el más ilustrativo es el de la Unión Soviética, que rigió Rusia por casi todo el siglo XX. Las reinterpretaciones de la filosofía de Marx tienen distintos nombres, dependiendo de quien la haya adoptado: las más conocidas son el leninismo y el maoísmo.

Crítica de la doctrina marxista

marxismo resumen

Han sido muchos los defensores del marxismo; por ejemplo, están Rosa Luxemburgo, Antonio Gramsci y José Carlos Mariátegui. Sin embargo, las críticas efectuadas por liberales y anarquistas han enfatizado que el modelo de Marx, además de obsoleto, es disfuncional y antidemocrático. En sus visiones políticas, se ha señalado que el pensamiento de Marx ha conducido a regímenes totalitarios como el norcoreano. En cuanto a su modelo económico, se ha argumentado con fundamento que es una pseudociencia, la cual ha producido la ruina de países como Venezuela. Si el material te ha gustado, no olvides compartirlo.

Marxismo
5 (100%) 2 votos

¡Comparte ahora en redes sociales!
Publicado por el .

Últimos significados