Revolución francesa

La lucha por las reivindicaciones sociales, políticas y económicas han estado siempre presentes en la historia de la humanidad. La llamada Revolución Francesa se corresponde con un proceso de transformaciones políticas y sociales que ocurrieron en Francia entre 1789 y 1799.

Las causas que generaron la sublevación de los franceses son de diversa índole; sin embargo, la lucha ante las desigualdades y las injusticias resaltan entre las motivaciones más importantes.

El contexto político de la época anterior a la Revolución Francesa estuvo influenciado por la supremacía y omnipotencia del rey con respecto al resto de la población, por lo que se cometían abusos e injusticias amparados en un poder ilimitado y sin controles.

Estructura sociopolítica antes de la Revolución Francesa

La estructura social en Francia estaba dividida en tres clases sociales o estados:

El clero o primer estado: estaba constituido por los representantes de la iglesia católica y era una de las clases “privilegiadas”. Estaba subdivido en el alto y bajo clero. El alto clero era poseedor de grandes riquezas y extensiones de tierras cultivables, todo esto exonerado del pago de impuestos al rey. Mientras que el bajo clero vivía en condiciones modestas en una relación más estrecha con la población.

La nobleza o segundo estado: contaba con algunos privilegios. También estaba subdivida en la gran nobleza, que era dueña de enormes fortunas, y la pequeña nobleza que, por lo general, vivía en las provincias o pequeños poblados y sus recursos económicos no eran mayores.

El estado llano o tercer estado: estaba compuesta por el resto de la población. En esa época, también la burguesía formaba parte de esta clase social y eran los únicos que podía tener una buena situación económica debido a sus actividades productivas. Sobre esta clase social reposaba el peso del pago de impuestos y, por lo tanto, de los ingresos de Francia.

Por encima de estos tres estados estaba la figura del rey. Para ese entonces, el poder que ostentaba la monarquía hacía posible que se restringieran las libertades individuales, que no existiera libertad de conciencia o de pensamiento por el predominio de la censura y que no existiera igualdad de los sujetos ante la ley.

La burguesía, que había ganado poder económico por su disposición de los medios de producción, tenía también la intención de participar en el ámbito político. Esto aunado a la crisis económica que afectaba a las poblaciones en ese entonces y que originó el descontento de las clases sociales bajas.

¿Cuáles fueron los inicios de la Revolución Francesa?

El poder, las desigualdades y la crisis económicas generaron un ambiente propicio para la generación de un movimiento político y social que buscara la transformación de Francia.

En 1789, la enorme crisis económica que se desató en Francia producto del deterioro de las actividades comerciales y del despilfarro de la monarquía, implicó la toma de medidas desesperadas para salvar al Estado de la bancarrota.

El rey Luis XVI decidió aumentar los impuestos que pesaban sobre el estado llano y fijar nuevos impuestos que debían ser cancelados por el clero y la nobleza. Tanto el clero como la nobleza se negaban a pagar los tributos para solventar la crisis económica, lo que se tradujo en conflictividad entre los tres principales poderes.

En este clima de conflictividad, los burgueses lideraron el movimiento revolucionario por toda la nación. El 14 de julio de 1789 el pueblo salió a las calles de París y comenzó a tomar posesión de edificios y a enfrentarse con las tropas reales. La llamada “Toma de la Bastilla” ocurrida el mismo día se convirtió en un ícono o hito de la Revolución Francesa.

Principales cambios a partir de la revolución francesa

Fin de la monarquía: a partir de las luchas por las reivindicaciones sociales, se logró la promulgación de una Constitución que garantizara los derechos para todas las clases sociales y la creación de una asamblea que reunía a todos los poderes de la época. Sin embargo, la revolución era indetenible y el 10 de agosto de 1792 ocurrió la destitución del rey Luis XVI y con ella, se impuso el fin de la monarquía y sus poderes absolutos.

El fin del absolutismo fue uno de los cambios que introdujo la revolución francesa, por lo que la obtención de poder ya no se correspondía con el linaje o la descendencia hereditaria, sino que podía ser ocupado por cualquiera que fuese electo para ello.

Nace la Primera República francesa: en 1792 y luego de la destitución del rey Luis XVI ocurrió el nacimiento de la Primera República francesa.

Pérdida de privilegios para unos pocos: luego de que en 1789 se declarara la eliminación de la servidumbre, de los diezmos y de otros privilegios con los que contaba la nobleza y el clero, se fundó la igualdad de todos los pobladores en compromisos como el pago de impuestos, el pago de penas por cometer delitos y se abrió la posibilidad de participar en los cargos públicos.

La burguesía como clase dominante: el protagonismo que adquirió la burguesía al liderar el proceso de la Revolución Francesa sumado al poder económico que habían obtenido como propietarios de los medios de producción, permitió que se levantara como la clase social dominante.

La primera declaración de los derechos humanos: en 1789, ocurrió uno de los eventos más trascendentales de la Revolución Francesa: la Declaración de los derechos del hombre y del ciudadano. El documento publicado por la Asamblea Nacional Constituyente de Francia contemplaba la existencia de derechos inalienables y que, a su vez, el Estado debía garantizar las condiciones necesarias para el cumplimiento de esos derechos.

En este sentido, esta declaración innova en la presentación de un nuevo modelo de Estado, en el que prevalece el Estado de derecho y la democracia. El espíritu de la declaración sirvió como fundamento para los siguientes documentos que promulgan los derechos humanos.

Fin de la Revolución Francesa

Luego de una década de revolución y ante una serie de conflictos y confrontaciones entre los mismos revolucionarios, en noviembre de 1799, Napoleón Bonaparte, dio un golpe de Estado que dio por terminada la Revolución Francesa.

Revolución francesa
5 (100%) 1 voto

¡Comparte ahora en redes sociales!
Publicado por el .