Toltecas

¿Sabías que los Toltecas influyeron en nuestra forma y estilo de vestir? ¿Te imaginaste alguna vez que una sociedad tan antigua y su indumentaria pudiese compararse con algunas prendas de la tendencia actual? Pues sí, la cultura tolteca nos dejó su sello en algunas de las prendas que hoy usamos.

Acá te mostraremos como en pequeños o grandes detalles los toltecas sobreviven de alguna forma en nuestra ropa casual y más sofisticada, incluso en nuestros accesorios. Ya les vamos a contar un poco sobre quiénes eran los toltecas de donde vienen y como lucían.  Te sorprenderás al descubrir que no eran tan ajenos a nosotros.

Orígenes de la civilización Tolteca

Entre los siglos VII y XII después de Cristo en el altiplano mexicano se estableció la civilización tolteca, una de las más antiguas de mesoamericana. La cual alcanzó auge a partir del siglo IX d.C hasta mediados del siglo XII d.C, ya que con el saqueo de su ciudad más importante: Tollan – Xicocotitlan o Tula de Allende (actualmente estado de Hidalgo, México) se marcó la caída de su civilización.

El nombre toltecas hace referencia a un maestro constructor o a una persona experta en las artes y las artesanías según la lengua náhualt. Los toltecas en realidad eran escultores especializados su obra y así lo demuestran.

La Vestimenta Tolteca

La civilización tolteca poseía tradiciones culturales que la hicieron destacar como una de las más influyentes de América central, antes de la llegada de los conquistadores europeos a este continente; entre ellas sobre salta su gusto exquisito para vestir sobre todo en el género masculino.

A pesar de ser una de las civilizaciones de más vieja data de este hemisferio americano, aun así sigue estando presente en nuestra indumentaria actual con pequeños destellos de su gusto por la ropa cómoda y muy adornada con diversos materiales artesanales, que permita distinguir a quienes la usaban en ese entonces.

Una cultura jerarquizada

Dicho estilo, forma y contraste pusieron en evidencia la estratificación social de la época, al estar estrechamente relacionados posición o estrato social con los trajes que llevaban las personas que pertenecen a las diferentes clases sociales.

Una persona pudiente o con posición social privilegiada como los militares, gobernantes, los nobles y sus esposas, y los sacerdotes podían lucir atuendos con muchas prendas y muy elaborados que les permitían reafirmar su estatus dentro de la sociedad.

Aunque existe escasa información sobre como vestía la clase menos favorecida debido a que los murales, relieves y esculturas toltecas muestran en su mayoría la clase dominante y sus dioses.

Se han encontrado indicios en las crónicas llevadas por los españoles que con la clase servil, la cual estaba conformada por artesanos y obreros agrícolas, ocurría todo lo contrario, púes ellos sólo vestían un taparrabo muy sencillo y un enredo en la parte inferior quedando el torso desnudo y sus pies descalzos; y en el caso de las mujeres usaron solo un trozo de tela rústica para cubrir los senos.

Las prendas de vestir más representativas de la cultura tolteca

Muchas de ellas aún están presentes en la moda en detalles pequeños pero significativos. Algunas de estas prendas son:

  • Los enredos amplios tipo falda, con aberturas por ambos lados fueron usadas por las toltecas tal y como se llevan en la actualidad. Esta tendencia le da ese toque chic, sexy y muy cómodo a las faldas.
  • El quechquémitl, prenda usada para vestir el busto de las damas toltecas, consta de dos rectángulos de tela que al juntarse dejan una abertura de forma triangular. Esta prenda es además relacionada con la fertilidad. En estos momentos se puede decir que está representado por las ruanas o ponchos que siguen llevando actualmente las damas.

  • Los accesorios al igual que ahora ¡no pueden faltar para completar nuestro look!

Los accesorios toltecas estaban compuestos por: collares, brazaletes, tobilleras y los tocados como pieza fundamental que definía la clase alta, los mismos eran decorados con plumajes y combinados con casco.

  • El uso del cinturón por parte de los hombres. Se pueden observar sus grabados y relieves como un listón de tela amarrado.

  • El cueitl es una falda corta reservada únicamente para los dioses, los sacerdotes y jerarcas, decoradas con aplicaciones de pedrería semipreciosa. En la actualidad se usa la inmortal mini falda que nunca pasa de moda, la cual puede llevar aplicaciones según el gusto de cada persona.

  • Las sandalias muy ornamentadas y con atavíos aún siguen con nosotros. Además de las tobilleras con diversos decorados.

  • El xicolli camiseta sin mangas decoradas, la podemos observar en las damas modernas como una especie de túnica en telas de textura suaves.

  • El tilmatli era una de las prendas más exclusivas de la época. Se aplicaban castigos por su uso si la persona no merecía colocárselo; era una especie de capa amarrada al cuello decorada con líneas súper puestas por plumas. Acá se destaca el uso de las plumas que sigue presente en la moda contemporánea.

  • El ichcahuipilli era una especie de armadura de tela gruesa acolchada, pieles de animales o corteza de los arboles, la misma era usada por los guerreros, quienes se diferenciaban por los materiales con los que estuviesen confeccionadas, pudiendo compararse con un chaleco protector.

  • El huipil era una blusa de tela rustica usada por las mujeres de clase baja para cubrir sus senos, asemejándose a los versátiles tops, crop-tops o brasiers.

Todas estas piezas llenas de color y ostentosidad han ido manteniéndose de una manera u otra en la sociedad actual. Esta civilización que brilló entre los pueblos precolombinos, dejó huellas imborrables en la historia universal no solo con su peculiar forma de vestir sino también a través de su arquitectura, esculturas y artesanía.

Su gran aporte en el arte, pirámide social y culto a los dioses, muy a pesar de su declive,  dejó impregnado con su espíritu cultural a civilizaciones de gran relevancia como lo fueron los mayas y los aztecas. Por eso México lleva en lo más profundo de sus raíces el legado de los toltecas.

Toltecas
5 (100%) 2 votos

¡Comparte ahora en redes sociales!
Publicado por el .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *