Areca

La Areca, es un género de plantas monocotiledóneas de la familia Arecaceae (Palmae), originarias de Madagascar y distribuidas en bosques tropicales húmedos desde Malasia hasta las islas Salomón. Es un género de aproximadamente 50 especies de palmeras de tallo único no ramificado (estípite). Algunas se usan como ornamentales y otras para explotación de sus frutos. Las de uso ornamental, además de este fin por su porte elegante y estético, también nos ayuda a mantener saludable el aire de nuestro ambiente.

Entre las especies del género Areca, Areca catechu también se encuentra entre las más conocidas. En Asia se acostumbra a masticar algunos tipos de nueces de esta planta; conocidas por su sabor amargo, en combinación con hojas de Betel o de tabaco. Sin embargo, la Areca favorita como planta ornamental y de interiores, se encuentra Areca officinalis, conocida también como palmera o palma amarilla, palma bambú, entre otros,  de la que te relataremos a continuación. En realidad cualquiera de las palmas del género Areca en su fase juvenil puede adaptarse como planta de interior; pero A. officinalis ha demostrado un mejor comportamiento.

La Areca

Taxonomía

Nombre común: Areca, palma o palmera amarilla, palma bambú, entre otras.

Nombre científico: Chrysalidocarpus lutescens o Dypsis lutescens

Familia: Arecaceae

Género: Areca

Especie: Areca officinalis

Los datos más claves para su cuidado y mantenimiento

Ubicación y requerimiento de luz: Planta de interior y de exterior, pero en este último caso, sin sol directo

Riegos: Moderados, pero sin excesos

Temperaturas óptimas: 18 a 25ºC

Temperaturas mínimas: 7 a 11 ° C

Abonados: para plantas verdes una vez al mes

Descripción de la Areca

Hojas

Pueden ser pinnadas, almendradas o bipinnadas. Son corvadas y muy cercanas entre sí y forman una roseta o penacho en la parte superior del tallo.

Hojas de Areca

Tallo

Dependiendo de la especie, el tronco puede terminar en una especie de pseudotallo adicional, más o menos largo, verde y brillante y de textura liso o áspero.

Tallos de Areca

Raíz

Tienen un sistema radical fasciculado. Esto quiere decir que carecen de una raíz principal. Las raíces de esta planta son de escasa ramificación y no llegan a engrosar aunque pase el tiempo. Al morir, cada raíz es sustituida por otra nueva.

Requerimientos de temperatura

Las palmas tropicales se desarrollan entre 18 y 30ºC. Las palmeras toleran las bajas temperaturas más o menos bien, aunque su crecimiento es más lento. El frío reduce la actividad radicular, la translocación de nutrientes y el crecimiento en general, debilita las plantas y las hace más susceptibles a la aparición de la enfermedad. La mayoría de las palmeras tropicales dejan de crecer cuando las temperaturas nocturnas están por debajo de los 15 ° C y se dañan si caen por debajo de los 13 ° C. Las temperaturas nocturnas de 13 ° C y Diurnas de 25 ° C son válidas si la iluminación, la humedad y los riegos son suficientes.

Requerimientos de humedad

La humedad ambiente ideal es entre 60 y 80%. Las palmas sobreviven durante mucho tiempo con sólo un 30% de humedad, pero después de algunas semanas o meses se marchitan, pierden su brillo y la punta de las hojas se seca.

Requerimientos de Iluminación

La luz es el requisito más importante, porque las palmeras necesitan luz, pero no sol directo. Si la luz es insuficiente, el crecimiento es lento e incluso se paraliza y la planta puede morir. Se estima que necesitan 40% de sombra, es decir, alrededor de 40,000 lux.

Requerimientos de Iluminación de la Areca

En resumen, las palmeras prosperan mejor en ambientes húmedos, protegidos, con altas temperaturas y buena iluminación. Las palmeras de origen tropical que se cultivan en una maceta generalmente requieren agua de buena calidad, de 25,000 a 40,000 lux y temperaturas de no menos de 12-15º C. Cualquier área donde tales condiciones pueden ocurrir puede ser ideal para estas plantas para producir.

Requerimientos de suelo

Las palmas se adaptan a una variedad de suelos. El tipo de suelo depende del origen de la especie. Las especies de plantas tropicales (húmedas) requieren de suelos muy fértiles, ligeramente ácidos o neutros,  mientras que especies de latitudes más secas tienen un mejor desarrollo en suelos más pobres.

Requerimientos de riego

La cantidad de riego a aplicar a una planta no sólo dependerá de los requerimientos naturales de cada especie, sino de factores ambientales que condicionarán la disponibilidad de esta agua. Factores como la temperatura del ambiente son determinantes en la cantidad de agua de la que puede disponer la planta. A mayores temperaturas la planta transpira más, por lo que necesitará reponer el agua perdida.  Una planta de aproximadamente dos metros de altura transpirará un promedio de 1 litro de agua cada 24 horas, por lo que podemos inducir que es exigente en términos de agua de riego. Mantenga el cepellón siempre húmedo, pero sin excesos.

Este alto índice de transpiración  junto con la capacidad de eliminar toxinas del aire convierten a la Areca en una de las mejores opciones como planta de interior. Para mantener el suelo con suficiente humedad, es aconsejable cultivar la planta en jardines con sistema de riego, comúnmente llamados hidrojardineras. Este tipo de jardines tienen un tanque de agua que siempre tendremos lleno, para que la Areca pueda tener el agua necesaria para su alta transpiración.

Factores de suelo que limitan el desarrollo de las Areca

Entre los factores edáficos que limitan el desarrollo de las Arecas, es my importante, por ejemplo el exceso de cal, debido a que bloquea la asimilación de hierro y magnesio, entre otros elementos, resultando en clorosis y el exceso de sal que causa necrosis radicular, foliar y un enanismo en la planta.

Sin embargo, hay Arecas más tolerantes que crecen en casi cualquier tipo de suelo, especialmente en arena bien drenada; un ejemplo es la palmera datilera, que tolera suelos extremadamente alcalinos y puede irrigarse con agua salada, que sería demasiada sal para la mayoría de las otras especies.

Multiplicación

Se puede multiplicar por semilla o por división de la planta

Esperamos que te haya gustado nuestro artículo sobre la Areca,la cual es una planta que puede adornar cualquier espacio de la casa o el jardín; siempre que cuente con buena iluminación pero no de sol directo.

 

Areca
5 (100%) 1 voto

¡Comparte ahora en redes sociales!
Publicado por el .